México ya cuenta con 129 Sitios Ramsar

México ya cuenta con 129 Sitios Ramsar

19 de octubre de 2011
México

Se ha completado la tramitación de los documentos para la designación por el Gobierno de México de otros seis Humedales de Importancia Internacional, con lo que la superficie total de la amplia gama de tipos de humedales del país bajo la égida de Ramsar se eleva a 8.376.271 hectáreas en 129 sitios. El equipo Ramsar de las Américas ha preparado los resúmenes de las nuevas designaciones basándose en las Fichas Informativas Ramsar que acompañan a la documentación.

Baño de San Ignacio. 02/02/09; Nuevo Léon; 4,225 ha; 24°51'59"N 099°20'41"W. El área natural protegida incluye un manantial hidrotermal de aguas azufrosas que sirve de hábitat a 5 especies de peces endémicos: Astyanax mexicanus, Cyprinodon nv. sp, Fundulus ca. grandis, Poecilia ca. formosa y Cichlastoma nv. sp. Además, se registran en el área una gran diversidad de aves acuáticas, entre las que destacan: Pato pijiji (Dendrocygna autumnalis), Pato real mexicano (Cairina moschata), Ganso canadiense (Branta canadensis), Ganso frente blanca (Anser albifrons), Pato de collar (Anas platyrhynchos), Pato texano (Anas fulvigula); Pato golondrino (Anas acuta), entre otras. Las actividades de carácter turístico no reguladas dentro del sitio son una fuente de contaminación y una de las principales amenazas para el sitio. Otro factor de amenaza en la región es el coipú (Myocastor coypus Molina) el cual es un roedor introducido originario de Sudamérica. El sitio fue decretado en el año 2000 como Zona Sujeta a Conservación Ecológica.

Estero El Soldado. 02/02/11; Sonora; 350 ha; 27°57'47"N 110°58'32"W. A pesar de sus reducidas dimensiones el estero alberga una alta diversidad biológica, que le ha valido el título de "único entre los esteros del Mar de Cortés". Es representativo de humedal costero casi natural del océano pacífico mexicano, y es considerado el más saludable y floreciente de su distribución en el extremo norte del Golfo de California. Ocurren tres especies de mangle: el Mangle Negro (Avicennia germinans), el Mangle Rojo (Rizophora mangle) y el Mangle Blanco (Laguncularia racemosa). Se tiene un registro inicial de 408 especies: 121 invertebrados marinos, 80 peces, 75 aves, 11 reptiles, 9 anfibios, 9 mamíferos; y 103 plantas. El estero contribuye al control de las inundaciones cuando se presentan eventos metereológicos que aportan grandes cantidades de agua como los ciclones o tormentas. Entre los usos del estero destacan la extracción y consumo de recursos pesqueros y las actividades de investigación y educación. El sitio es Zona Sujeta a Conservación Ecológica desde 2006 y es Área de Importancia para la Conservación de las Aves (AICA No. 78).

Humedales de Bahía de San Jorge. 02/02/10; Sonora; 12,198 ha; 31°05'59"N 113°04'10"W. El sitio comprende de ocho tipos de hábitat que conectan al sistema terrestre con uno de los sistemas marinos más productivos del mundo, el Golfo de California, y que están a su vez enmarcados en un ecosistema desértico extremadamente árido. Cuenta con una gran diversidad de flora y fauna adaptados a condiciones extremas de la región, como las plantas halófitas, cuatro especies endémicas de peces (Gillichthys seta, Anchoa mundeoloides, Colpichthys regis y Leuresthes sardina) y dos especies endémicas de plantas (Distichlis palmeri y Suaeda puertopenascoa). El sitio es parte del Corredor Migratorio del Pacífico y sirve como sitio de anidación para aves, tales como el Chorlito Piquigrueso (Charadrius wilsonia), el Charrán Mínimo (Sternula antillarum browni), el Ostrero Americano (Haematopus palliatus) y el gorrion sabanero (Passerculus sandwichensis rostratus). Asimismo, los canales y marismas del sitio sirven como áreas de refugio y alimentación para etapas larvales y juveniles de peces e invertebrados. Además, el sitio alberga una población residente de delfín nariz de botella (Tursiop truncatus). Estos humedales son mitigadores de inundaciones y previenen la erosión costera. Entre los principales usos del suelo están la acuicultura y la pesca artesanal.

Humedales de Yavaros - Moroncarit. 02/02/10; Sonora; 13,627 ha; 26º43'39"N 109º31'00"W. Este complejo lagunar es considerado un hábitat critico para una gran variedad de especies, algunas de ellas bajo alguna categoría de protección legal en México, como la Gaviota Patas Amarillas (Larus livens), el Halcón Peregrino (Falco peregrinus), y Branta Negra (Branta bernicla nigricans). También ocurren 66 especies de aves que están en las listas de especies prioritarias para el Acta de Conservación de Humedales de Norteamérica (NAWCA) y para el Acta de Conservación de Aves Neotropicales (NBCA). Cada año más de 50,000 individuos de aves playeras visitan las marismas, los bajos fangosos y el manglar de la laguna Moroncarit, y también es un lugar de invernada importante para 47,000 Patos, Gansos y otras aves acuáticas. Debido a su alta biodiversidad y a la versatilidad en el uso de sus recursos naturales, la costa sur de Sonora ocupa el número 17 de la lista de áreas prioritarias marinas de México. Esta fue zona de crianza de la Ballena Gris (Eschrichtius robustus), situación que se ha registrado desde 1988. Otros mamíferos marinos registrados para la zona son: la Orca (Orcinus orca) y el Lobo Marino (Zalophus californianus). Entre los factores adversos destaca la pesca no controlada y las actividades turísticas. Los usos del suelo más comunes dentro del sitio incluyen la agricultura y la ganadería extensiva.

Laguna de Cuyutlán Vasos III y IV. 2/2/2011; Colima; 4,051 ha; 18º58'09"N 104º06'41"W. La Laguna de Cuyutlán representa el 90% de los humedales del Estado de Colima, es el cuarto humedal costero más grande del país, se caracteriza por poseer una gran diversidad de especies de flora y fauna silvestre. La comunidad de mangle, representada por Mangle Blanco (Laguncularia recemosa), Mangle Rojo (Rhizophora mangle) y Mangle Negro (Avicennia germinans), es un área importante para una gran variedad de especies de fauna residente, aves migratorias, peces e invertebrados, que utilizan la laguna con fines de alimentación, descanso, reproducción y/o crianza. El sitio además alberga especies con alguna categoría de protección especial, así como especies endémicas, tales como la Cotorra Frente Roja (Amazona finschi), el Búho Cornudo (Bubo virginianus), el Murciélago Platanero (Musonycteris harrisoni), la Tortuga Casquito (Kinosternon integrum), entre otras. El uso principal del suelo es el aprovechamiento de recursos pesqueros, así como la extracción de sal, siendo éste último un factor que afecta negativamente al sitio junto con la agricultura.

Presa de Atlangatepec. 02/02/09; 1,200 ha; 19°33'39"N 098°10'49"W. Esta presa cuenta con una gran diversidad de especies de flora y fauna. Se tienen registradas 87 especies de aves asociadas al humedal. Durante el invierno la diversidad de especies se incrementa al ser utilizado por miles de anátidos y otras especies de aves acuáticas como el Pato golondrino (Anas acuta), el Pato pinto (Anas strepera), el Pato panadero (Anas americana), el Pato pico de cuchara (Anas clypeata), el Pato Mexicano (Anas diazi), la Cerceta de alas azules (Anas discors), entre otras. Además alberga especies que se encuentran en el listado de la NOM-059-ECOL-2001 como amenazadas, tales como: el Pato Mexicano (Anas diazi, endémico para México), la Garza norteña de tular (Botaurus lentiginosus), y el ajolote (Ambystoma tigrinum). El sitio es de importancia para la recarga de acuíferos, control de inundaciones, retención, recuperación y eliminación de exceso de nutrientes y contaminantes.