Programa de c

14/01/2002

Noticias de Australia  


waveline1.gif (1280 bytes)waveline1.gif (1280 bytes)

La concepción del Plan de Acción nacional de Australia sobre CECoP, 2001-2005:
Resumen del desenvolvimiento del Programa de Promoción en Australia en los dos años últimos en respuesta a la aprobación de la Resolución relativa al Programa de Promoción en la COP7 de Ramsar en 1999

australia.gif (2553 bytes)

por Chris Prietto, Coordinadora por las ONG en Australia de las actividades de CECoP,
8 de enero de 2002

[Nota editorial: A fin de alentar a otras Partes Contratantes a adoptar las medidas iniciales para elaborar Planes de Acción nacionales sobre CECoP, invité a Chris Prietto, Coordinadora por la ONG de actividades de CECoP en Australia, a "contarnos" cómo había elaborado ese país su Plan. Desde la selección de los miembros del Grupo de Trabajo al problema de cómo interpretar los lineamientos y la encuesta nacional entre quienes participan en actividades de CECoP, hasta las reuniones dedicadas a buscar ideas y las sesiones consagradas a escribir una y otra vez lo ya decidido para producir el Plan de Acción definitivo, se ven directamente los múltiples problemas de quienes asumieron la misión de analizar y planear medidas para CECOP sobre los humedales. Aquí mismo se puede ver el fruto de su trabajo,el Plan de Acción sobre CECoP de Australia. Por último, muchas gracias a Chris por haber atendido tan rápida y eficazmente mi petición. Estoy segura de la lectura de su texto resultará estimulante a otros Coordinadores de CECoP.]

Los primeros pasos del desenvolvimiento del Programa de Promoción en Australia fueron algo vacilantes. Conforme al espíritu de la Promoción, en el Grupo de Trabajo que debería dirigir el proceso de análisis y planeamiento de acciones en materia de CECoP sobre humedales, tendría que haber una importante representación de la comunidad de ONG. En Australia hay "montones" de personas y organizaciones interesados por los humedales, situación que si bien puede parecer envidiable, para Environment Australia, el principal organismo oficial, le resultaba algo difícil, planteándosele el problema de cómo seleccionar el equipo inicial sin "herir los sentimientos" de quienes quedasen excluidos.

Unos cuantos nos presentamos voluntarios, lo cual por lo menos constituía un punto de partida. Aparte de eso, Environment Australia estableció otros criterios para incluir a las organizaciones iniciales en el Grupo de Trabajo, entre ellos el terreno y el alcance de las actividades de cada organización, el nivel en que actuaban y sus conocimientos previos de la tarea. Otro problema grave fue el de la financiación, ya que había que conseguir poner en práctica las recomendaciones del Programa de Promoción con un presupuesto reducidísimo y se dependería enormemente de la buena voluntad de cada uno de los representantes en el Grupo de Trabajo.

Los representantes de las siguientes organizaciones desempeñaron un papel primordial en el Grupo de Trabajo, con orientación y asistencia financiera de Environment Australia:

The Wetlands Centre, Australia Australian Wetlands Alliance
Wetland Care Australia Wetlands International, Oceanía
Fondo Mundial para la Naturaleza Murray-Darling Basin Commission

Estas ONG representan a organizaciones focalizadas en las políticas, consagradas a recabar financiación, que dan prioridad a la labor sobre el terreno, que se centran en actividades de CECoP sobre los humedales y organizaciones de carácter técnico. Son sólo una muestra de los grupos que hubiesen podido participar directamente en esta fase. Es importante observar que en la composición del Grupo de Trabajo predominaban las ONG y que los representantes estatales del Comité Nacional de Ramsar existente no pasaron a formar parte de él hasta pasado cierto tiempo, lo cual ha dado lugar a que el documento producido recoja en gran medida la perspectiva de las ONG, que es la visión conjunta de esas organizaciones acerca de cómo conviene interpretar el Programa de Promoción.

Una vez que tuvimos nuestro equipo inicial, probablemente perdimos toda una reunión hasta conseguir alcanzar un consenso acerca el significado de palabras clave del Programa de Promoción, cómo encajan en el contexto australiano y qué orientación nos daban para actuar. Términos esenciales como comunicación, educación y concienciación del público consumieron horas y horas de discusiones y debates. Como tras aquellos sanos forcejeos había algo más que unas pocas personas testarudas y decididas a actuar, cada una de ellas con ideas propias acerca de dónde deberíamos encaminarnos, al final acabamos por ponernos de acuerdo en que había que empezar por alguna parte y hacerlo pronto.

El punto de partida que convinimos fue redactar y distribuir el cuestionario de una encuesta nacional, que serviría para varios propósitos. Quienes respondieron a la encuesta representaban una cohorte modesta, con lazos muy estrechos con los humedales. La consideramos, pues, un primer "barrido" y tenemos el propósito de repetir nuestra encuesta entre distintos públicos dentro del plan de acción. Las respuestas confirmaron:

  • que hay un amplio acuerdo acerca del valor y la necesidad de mejores actividades de CECoP;
  • la existencia de multitud de organizaciones, actividades y productos referentes a los humedales;
  • que la comunicación entre las organizaciones que trabajan en el mismo ámbito era razonablemente buena;
  • que la comunicación entre los distintos ámbitos podría ser mucho mejor.

Una vez efectuada la encuesta, utilizamos las respuestas y nuestro conocimiento de lo que sucedía sobre el terreno para determinar qué organizaciones o grupos podrían desempeñar un papel de primera fila en la concepción y la ejecución de productos de CECoP. Las estrategias gracias a ls cuales de consiga obtener el interés, el apoyo y la participación de esos grupos tienen una importancia crucial. Aparte de los evidentes, detectamos otros grupos cuya actuación también repercute en los humedales.

Los Centros de humedales y otras organizaciones conexas: En Australia hay unos 15 centros de humedales que o bien lo son plenamente o bien dedican gran atención a los humedales o a especies de humedales. Hay varios centros más bien situados para respaldar producto iniciativas de CECoP. Como símbolos de CECoP en acción, los Centros de humedales no tienen rival. Asimismo son valiosos como vehículos para crear o mejorar capacidades en gestión de humedales. La existencia en un país de una red de esos centros, ya sean muchos o pocos, pequeños o grandes, complejos o sencillos, transmite un mensaje enérgico y constante acerca de los humedales.

Los organismos públicos: Los Gobiernos, por su condición de órganos encargados de formular políticas, se encuentran en una posición inmejorable para garantizar a las actividades de CECoP un lugar en los proyectos y planes políticos. De igual modo, únicamente el Gobierno puede impulsar la comunicación entre los organismos públicos y dentro de ellos.

Las ONG: La comunidad de ONG de Australia es activa y variada. Programas específicos, un gran empeño y l oque en ocasiones parece una energía ilimitada son potentes fuerzas motrices de estas organizaciones, las cuales, aunque están a menudo evolucionando, aumentando o disminuyendo, son interlocutores interesados y valiosos.

Las comunidades locales: La participación de las comunidades es una difícil tarea del Programa de promoción en Australia, ya que las comunidades del país son variadísimas, desde las muy urbanizadas a las autóctonas para cuyos medios de subsistencia los humedales locales son cruciales. Programas como Waterwatch han conseguido hacer intervenir a comunidades de toda Australia. En otras situaciones, por ejemplo los Grupos de Estudio del Agua o las comunidades locales que han acumulado conocimientos históricos, las comunidades ocupan posiciones clave para ejecutar actividades de CECoP.

El sector privado: Van en aumento las oportunidades de atraer el interés y el apoyo del sector privado a los humedales y en Australia ya hay varias iniciativas de importancia. Las comunidades y las ONG pueden aportar gente y empeño, pero muchas veces no pueden aportar fondos. Hay varios ejemplos excelentes de apoyo del sector privado en todo el mundo y esperamos desarrollar y encauzar iniciativas de ese tipo hacia objetivo de CECoP.

Al cabo de cuatro reuniones en 12 meses, de innumerables conversaciones, de dedicar mucho tiempo a escribir una y otra vez los textos y a buscar ideas, produjimos nuestro Plan de Acción a tiempo para darlo a conocer el Día mundial de los Humedales de 2001, pero justo a tiempo. Nuestro examen final y la reescritura definitiva en grupo se llevaron a cabo en mayo de y hasta noviembre de ese año no disolvimos el grupo, después de casi dos años de colaboración.

El Plan de Acción sobre CECoP constituye un marco nacional para la realización de una iniciativa internacional. Tiene por finalidad coordinar, pero no controlar, un planteamiento en colaboración de los las actividades de CECoP relativas a los humedales. Ha sido elaborado mediante un proceso en participación y los buenos resultados de su difusión y su ejecución dependerán asimismo de la participación. Se trata en él de hallar y respaldar métodos y productos de comunicación eficaces y de facilitar el intercambio de informaciones. En el sitio en la Red de Ramsar se puede consultar el Plan de Acción sobre CECoP de Australia.

¿Y ahora qué? La redacción del Plan de Acción australiano fue realmente un parto difícil. Preparándose para lo que deberá hacer a partir de ahora, el Grupo de Trabajo se ha dado un nuevo nombre, el de Red Australiana de Información sobre los Humedales (Australian Wetlands Information Network), que describe más claramente lo que esperamos lograr en los cuatro años próximos llevando a la práctica el Plan de Acción. Nos enfrentamos a mucho problemas, entre ellos el bajo nivel de financiación, la necesidad de aumentar la participación y la tarea fundamental de obtener un instrumento imprescindible: el aprecio por las actividades de CECoP.

El Grupo de Trabajo conviene en que la ejecución del Plan de Acción debe ser un proceso fluido y evolutivo, que sea objeto de exámenes periódicos. Asimismo, en que, si bien le correspondió intervenir en la elaboración del Plan de Acción, no sería realista que se encargase de la realización de las actividades en la mayoría de los casos. Podrían ser excepciones al respecto el planeamiento del Día mundial de los Humedales y la búsqueda de campañas nacionales y lemas. Se consideró lo más conveniente que organizaciones o grupos concretos se encargasen de las distintas actividades, en consulta con el Grupo de Trabajo.

En el Programa de Promoción se formulan varias recomendaciones, todas las cuales pueden ser abordadas de muchas maneras distintas. Globalmente, el Programa pretende aumentar y mejorar el empleo de las actividades de comunicación, educación y concienciación del público para mejorar la conservación de los humedales. Lo que acabamos de exponer recoge la experiencia australiana, que sólo debería usarse como orientación, ya que el proceso y los resultados de otros países deben ser útiles en el contexto de ese país. Los Coordinadores australianos confiamos en poder colaborar con Coordinadores de otros países para hacer progresar el logro de los objetivos del Programa de Promoción en todo el mundo.


Regrese a la página índice

Back to top
Síganos 
Premio Ramsar

La Convención hoy

Número de » Partes Contratantes: 168 Sitios designados para la
» Lista de Humedales de Importancia Internacional: 2186 Superficie total de los sitios designados (hectares): 208 674 247

Secretaría de Ramsar

Rue Mauverney 28
CH-1196 Gland, Suiza
Tel.: +41 22 999 0170
Fax: +41 22 999 0169
E-Mail: ramsar@ramsar.org
Abrir mapa

Suscríbase a Ramsar Forum